sábado, 16 de abril de 2011

Voy a hacerte recordar

Mientras nos acostábamos me recordaba todo lo que no iba a ocurrir a partir de ahora. Ni nos íbamos a tener. Ni primero, ni después. El universo sería caos. En el mundo entero no habría otro. No existiría nada más allá de una cama vacía. Y seguías con tus grititos, agonías, mientras yo espetaba hojas y hojas que íban directas a la papelera. No soy así, tú me has convertido. No seré, no tendré, no podré. No sin ti. Esto fue muy poco de verdad, voy a hacértelo recordar todo.